Mini helados de plátano

heladitos2

Que levante la mano el que no haya hecho helados “caseros” de fanta y coca cola en las cubiteras de su casa. ¿Nadie? Si es que el verano era ese gran momento de experimentación culinaria: que si tang, que si helados de cola cao, que si batidos de nesquick con magdalenas…

Y es que a veces, las cosas ricas no son las más complicadas. Hoy, por ejemplo, os traigo unos heladitos de lo más refrescantes, y que podéis preparar en un pis pas 🙂
Sigue leyendo

Anuncios

Banoffee

banoffee

¿Qué nombre más raro, verdad? ¿Y si os digo que Banoffee es la fusión de las palabras banana y toffee? Así ya no hay lugar a dudas de lo que lleva el postre de hoy, ¿no?

El Banoffee es un postre muy típico del Reino Unido, y suele presentarse en forma de tarta. Como necesitaba transportarlo y una tarta siempre es más engorrosa a la hora de desmoldar y demás, esta vez hice una versión en vasitos individuales. Además, me pareció un poco complejo eso de andar cortando capas de toffee y galletas, ya que al primer corte todo se iba a enguarrar.

A lo que iba… que este postre es espectacular. Todos los sabores combinan perfectamente y el resultado es una mezcla dulce pero no excesivamente empalagosa, y al ser un postre fresquito, es apto para estos calores estivales.
La única parte compleja es hacer la crema de caramelo, y tampoco tiene mucho misterio, así que os animo a hacerlo y sorprender a vuestros invitados.
Sigue leyendo

Tiramisú de Speculoos

Tiramisú

Desde que empecé a hacer este maravilloso postre, nunca lo he hecho dos veces seguidas con la misma receta. Una vez le añadía nata, otra, ron en vez de licor de café, le cambiaba el tipo de bizcochos… y es que admite tantas modificaciones como se nos ocurran y sigue estando delicioso.

En esta ocasión lo hice con galletitas de caramelo tipo speculoos (estas eran de la marca Lotus), esas que a veces te sirven con el té o el café en muchas cafeterías. Es imposible no rebañar la cuchara, ¡os lo aseguro!

El Tiramisú es el típico postre con el que quedar bien cuando tienes gente en casa, lo puedes preparar con antelación, y se puede hacer tanto en una fuente grande como en vasitos individuales.
No os voy a decir que es la receta más fácil del mundo, pero tampoco es muy complicada… animaros a probarla!

Sigue leyendo