Galletas de canela

galletas de canela1

Esa cosa con cara de sabelotodo soy yo. De esos días en los que los mayores problemas que tenías eran que tu hermana pequeña había decidido ponerse creativa y dibujar encima de todos tus libros, o sacarle la cinta a todos tus cassettes.

Cuando probé estas galletas enseguida me recordaron a las perrunas, unas galletas típicas del pueblo de mi padre y que están de muerte. Por eso me acordé de los fantásticos veranos cuando aún iba al “pueblito bueno”. Luego te haces adolescente y te aburres siempre y dejas de ir.

Pero qué le vamos a hacer… ¡Es inevitable crecer! Eso sí, no dejéis que ser mayor sea sinónimo de ser aburrido, gris, ni estar malhumorado o enfadado todo el día. No hay que perder nunca la sonrisa. Eso es algo que mi madre me ha enseñado (aunque lo suyo le ha costado), y que hoy en día me ayuda mucho. Sobre todo porque, si me dejo ir, soy de esas personas que tienden a ver siempre el lado negativo de las cosas.

Así que, en honor a los días de verano, el pueblito bueno, y las madres estupendas y amantes de la canela, aquí os traigo las mejores galletas del mundo.

Ingredientes (para unas 40 galletas)

  • 125 g de mantequilla
  • 100 g de azúcar blanquilla
  • 1/2 cucharadita de canela
  • Una pizca de sal
  • 150 g de harina de trigo
  • 25 g de maizena
  • 1 clara de huevo batida
  • Azúcar moreno

Preparación

  • En un cazo, derretir la mantequilla. Dejarla enfriar.
  • Una vez fría, poner la mantequilla en un bol y añadirle el azúcar blanquilla, la canela y la pizca de sal. Batir.
  • Tamizar la harina y la maizena, añadirla a la mezcla de mantequilla y azúcar y batir de nuevo.
  • Tapar la masa con un papel de film y reservar la masa durante una hora en la nevera.
  • Pasado este tiempo, dividir la masa en dos. Colocar la masa en un film de plástico dándole forma de tubo. Para que quede bien, lo mejor es envolverlo bien y girarlo sobre sí mismo hasta que tenga forma de tubo, bien redondo. Es como hacer churros de plastilina, pero envueltos en film. Os saldrán dos rollos de unos 20 cm. El grosor del tubo determinará el tamaño de vuestras galletas. Si las queréis pequeñas, hacedlos más largos y más finos.
  • Reservar los rollos envueltos en film de plástico en la nevera durante otra hora más (mínimo).
  • Sacar los rollos, quitarle el film, untarlos con clara de huevo batida y rebozarlos en azúcar moreno (a excepción de las puntas).
  • Una vez hecho esto, cortar los rollos en rodajas de 1 cm de ancho, más o menos, y colocarlos en una bandeja con papel de horno.
  • Hornear las galletas durante 15 minutos a 175ºC, calor arriba y abajo y situando la bandeja en el segundo nivel desde abajo.
Anuncios

4 comentarios en “Galletas de canela

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s